pista de tierra batida

Tipos de pistas de tenis y sus características

El tenis es uno de los deportes donde más presencia tiene la técnica. Por lo que cada ínfimo detalle cuenta. Desde el apartado más práctico de entrenamiento, el equipamiento, la fuerza mental y el ambiente externo. Y, cómo no, también es muy importante el terreno en el que se compita.

Por eso analizamos cuáles son los tipos de pistas de tenis principales y qué tipo de características tienen cada una de ellas. De esta forma, conocerás cómo puedes adaptarte a cada pista y cuáles son las ventajas y puntos clave para cuando tengas que jugar a tenis en cada tipo de superficie.

Cuánto mide una pista de tenis oficial

Antes de definir los diferentes suelos e instalaciones para jugar a tenis, vamos a subrayar las dimensiones oficiales que debería tener cualquier pista oficial de tenis. Unas medidas que están datadas en 23,78 metros de longitud y un ancho que varía entre los 8,23 metros para los partidos individuales, y los 10,97 metros para los dobles.

En cuanto a la separación de la pista, esta debe comprender un total de unos 38 metros de longitud y 18 metros de ancho. Unas dimensiones que suelen ampliarse un par de metros en competiciones internacionales como la Copa Davis.

Otro de los elementos importantes como es la red, también debe estar bajo unos estándares de medidas como es una altura de unos 0,9 metros.

Cuáles son los tipos de pista de tenis actuales

En función del tipo de superficie, u otro, es posible estar ante partidos totalmente distintos. Las pistas de tenis influyen, y el juego también varía en función de la superficie en la que te encuentres. Por es tan determinante poder saber las características de cada una de ellas. Ya que el movimiento y la agilidad van a variar, así como el equipamiento y calzado a usar, y sobre todo, el comportamiento de la bola al rebotar sobre la superficie.

Actualmente, según la Federación Internacional de Tenis, cabrían destacar tres tipologías de superficies para jugar a tenis: Hierba, pista dura (cemento), y tierra batida.

Características de las pistas de hierba

Las pistas de hierba son muy populares en torneos como Wimbledon o Queens, ¿y qué sería del tenis sin este tipo de pistas? Su importancia es mayor en territorios como Inglaterra, principalmente porque aquí es donde el mantenimiento de este tipo de terrenos es más eficiente, como consecuencia de las frecuentes lluvias en estas zonas.

Cómo adaptarse a las pistas de hierba

La adaptación a este estilo de juego es algo especial. Ya que la superficie es un condicionamiento muy importante en cada partido. Principalmente por la respuesta de la bola al golpear el suelo. La bola suele salir despedida a gran velocidad y con un bote irregular, por lo que la agilidad es clave en estos partidos.

Otra recomendación para mejorar el juego en hierba es usar zapatillas con la adherencia suficiente para evitar resbalar, con una suela mucho más plana. Respecto al estilo de juego, en partidos sobre hierba lo más eficiente es realizar un juego basado en sacar y subir a la red.

Características de las pistas duras (cemento)

El segundo tipo de pista de tenis que vamos a valorar son las pistas duras -o pistas de cemento-. En este caso, el mantenimiento de este tipo de suelo es mucho más rápido y menos costoso que la hierba. Son pistas que también pueden estar abiertas o cerradas, dependiendo de las instalaciones. El material usado (cemento), permite que la pista se conserve durante más tiempo, manteniendo su resistencia y prestaciones para jugar durante años y años.

Algunos de los torneos más destacados que se juegan sobre pista dura son el Abierto de US, el Abierto de Australia o el Master de Londres.

Cómo adaptarse a las pistas duras

La adaptación a este tipo de pistas es más rápida. Aun así, te aconsejamos que apuestes por un tipo de calzado con buena amortiguación para evitar posibles lesiones y dolores como consecuencia de los continuos impactos del pie y articulaciones al golpear el suelo.

El tipo de juego que se suele desarrollar en este tipo de canchas no es tan técnico como en otras pistas. Es un tipo de pista recomendable para aquellos que empiezan a jugar, sobre todo porque el bote de la bola no va a ser irregular y se puede practicar de una manera más cómoda las respuesta y golpes de tenis. Aunque debes saber que sobre las pistas duras en donde los juegos van a alcanzar una mayor velocidad.

Características de las pistas de tierra batida

Las pistas de tierra batida son una de las pistas más reconocibles, sobre todo en España, tras la hegemonía de Rafa Nadal sobre este tipo de suelo durante los últimos años. El mantenimiento es más elevado que las pistas de cemento, ya que requieren de agua varias veces al día para mantenerlo en el estado óptimo, mojar la tierra y distribuir todo de forma homogénea por la pista.

En lo que a España se refiere, las pistas de tierra batida son las más famosas y más populares. Muchos son los clubes, como nosotros, que ofrecemos este tipo de pistas.

Esta es la superficie oficial para torneos como el Grand Slam Roland Garros, el torneo de Montecarlo, o la Mutua Madrid Open.

Cómo adaptarse a las pistas de tierra batida

En las pistas de arcilla la velocidad de la bola disminuye y es mucho más lento que en las pistas anteriores. Esto es un condicionante, o punto clave para el desarrollo del juego. Así que muchos eligen resolver y jugar utilizando golpes liftados o dejadas para imponerse a su rival sobre la tierra batida.

El juego que se suele desarrollar en estas pistas es más agresivo. Para ello, además, lo mejor es un calzado con una suela dura que soporte todos los roces con la tierra.